Marc Márquez fue imbatible en la séptima fecha del calendario del MotoGP disputada en el circuito de Montmeló, en cercanías a la ciudad de Barcelona.

La carrera tuvo su primer golpe cuando en la segunda vuelta de competencia Jorge Lorenzo perdió el control de su Honda yendo al piso y arrastrando a las Yamaha oficiales de Valentino Rossi y Maverick Viñales y a la Ducati de Andrea Dovizioso, abandonando todos la carrera.

Quién salió ileso del accidente fue Marc Márquez quien comenzó a imponer diferencias por el grupo de perseguidores compuesto por el poleman Fabio Quartararo, Danilo Petrucci, Alex Rins, Cal Crutchlow, Jack Miller y Joan Mir.

Con el pasar de las vueltas se establecieron las posiciones de cara al final con Marquez primero, Quartararo segundo y Petrucci tercero, quienes integraron el podio final.

Marc Márquez: “En el comienzo de la carrera preferí mantenerme detras de Dovizioso por si acaso, que termino siendo semejante accidente. Solamente sabía que Dovi estaba fuera de carrera. Sabía que Petrucci no tenía un ritmo de carrera tan fuerte pero tenía el ritmo de las Yamaha que fueron muy fuertes este fin de semana.”

“Estamos pasando un gran momento familiar con Alex y yo liderando los dos campeonatos y estamos muy felices por ello.”

Con este resultado Marquez alcanza los 140 puntos en el campeonato y amplía su diferencia a 37 puntos sobre Andrea Dovizioso y 39 sobre Alex Rins.

La Proxima fecha será el Gran Premio de los Paises Bajos, en el Circuito de Assen.

Compartir.

Leave A Reply